La conciencia en acción – el darse cuenta

 

terapia-gestalt-barcelona“El darse cuenta y la atención es lo que abrirá las puertas” Krishnamurti

El Darse Cuenta (Awareness en inglés) es uno de los conceptos más importantes en la Terapia Gestalt. Decía Fritz Perls que es el ABC de la Gestalt.

Se define como “tomar consciencia”, o “ponerse en contacto con”. Claudio Naranjo utiliza la palabra “percatarse”. Yontef define como “proceso de estar en contacto alerta con la situación más importante en el campo ambiente / individuo, con un total apoyo sensorio – motor, emocional, cognitivo y energético”. El concepto de darse cuenta aparece en varias tradiciones, la oriental habla del “despertar”, los chamanes utilizan la palabra “conocimiento”.

Cuando nos “damos cuenta”, nos ponemos en contacto con nosotros mismos en el aquí y ahora – con lo que cada uno siente, percibe, piensa, sin intentar cambiarlo ni manipularlo de ninguna manera. Observamos, sin juzgarlo. Siempre nos damos cuenta en el aquí y ahora. Nos damos cuenta de los recuerdos, nos damos cuenta de planes para el futuro pero siempre ocurre aquí y ahora. El darse cuenta siempre está cambiando, es un proceso que se renueva a cada momento.

A nivel terapéutico es una herramienta que permite la sanación. La Terapia Gestalt lo concibe como un proceso de restauración de la salud. Si no nos damos cuenta de lo que nos pasa, de lo que sentimos, como pensamos, como actuamos, en definitiva: como FUNCIONAMOS, difícilmente podremos aprender a gestionarlo de una manera más satisfactoria para nosotros.

La Terapia Gestalt diferencia tres zonas de darse cuenta:

1. El darse cuenta del mundo exterior: Contacto sensorial con objetos y situaciones que se encuentran fuera de uno en el presente; lo que en este momento veo, toco, palpo, degusto o huelo. Es lo obvio: en este momento estoy viendo la pantalla del ordenador, estoy escuchando a un perro ladrar, etc.

2. El darse cuenta del mundo interior: Contacto sensorial actual con eventos internos, auto observación de uno mismo: de las sensaciones, los sentimientos, estados de ánimo, etc. Por ejemplo, me estoy dando cuenta ahora que estoy tranquila, me siento contenta, noto mis ojos algo cansados y mis manos están frías.

3. El darse cuenta de la fantasía, la Zona Intermedia: Esto incluye toda la actividad mental, todo el imaginar, explicar, pensar, recordar el pasado, planificar, etc. Pearls la llamaba “la Tierra de nadie” o “maya” tratándolo como mundo de ilusión. Por ejemplo ahora me doy cuenta que estoy pensando en la cena de mañana y también si irá aquél chico que no me cae nada bien, yo creo que tampoco le caigo bien, etc.

El darse cuenta es un estado donde estamos despiertos y conscientes de lo que existe ahora mismo por fuera y por dentro. No imaginamos el mundo, no lo miramos, sino lo VEMOS teniendo una verdadera experiencia con él. Nos hacemos consciente que muchas cosas no son las que parecen ser. Y si seguimos practicando, se desvanece la persona que observa y lo observado, el que siente y lo sentido, dejamos el dialogo permanente con nosotros mismos. Y lo que queda es la pura consciencia.

Deja un comentario